El motivo del concierto que Joanna Newsom ofrecerá el 4 de noviembre en la sala Barts de Barcelona es la presentación de su nuevo disco, “Divers” (Drag City / Popstock), que se publica este viernes 23 de octubre. Una actuación que forma parte de un reducido tour europeo que solo consta de siete fechas, siendo la de Barcelona la única en nuestro país (el resto de ciudades por donde pasará son Manchester, Brighton, Berlín, Utrecht, París y Londres). A falta de solo dos días para su salida, ya son numerosas las reseñas del álbum aparecidas en los medios, con el factor en común del tsunami de halagos referidos al cuarto LP de la estadounidense. Para que no se diga que exageramos, ahí van algunos ejemplos:

“’Divers’, como ya nos hemos acostumbrado a esperar de Newsom, es un trabajo tremendamente alusivo, y te ofrece un montón de ellas, de alusiones, para que las desbarates y tomes nota, y aun y así es su disco más amable e inmediatamente más absorbente hasta la fecha” (Drowned In Sound, un 10); “con una formidable habilidad para contar una historia cautivadora en el espacio de una canción, ‘Divers’ es una prueba más de que, como letrista, Newsom no es la segunda de nadie” (The Line Of Best Fit, un 9,5);“es un disco realmente increíble, extraño y especial” (Clash Music, un 9); “maravillosa mezcla de country, pop y rareza lírica” (NME, un 4 sobre 5); “su consumado talento es un don; pero lo que no nos deja de sorprender es su incesante y renovada sensibilidad para las vicisitudes de la vida y los fantásticos caminos que encuentra para expresarlas”(Pitchfork, un 8,5 y Best New Music)… Y así podríamos seguir. Y así seguirá el tsunami.

Joanna Newsom_Divers

Echemos la vista atrás. Al referirnos a Joanna citamos uno de los nombres más atractivos de lo que podríamos llamar indie-folk si nos ponemos puntillosos con las etiquetas, aunque en realidad su música trasciende definiciones, por personal, lúcida y libre. Por ser punto y aparte. La aproximación al folk de esta californiana empezó siendo una suerte de machihembrado entre la herencia del bluegrass y los Apalaches y la vanguardia contemporánea y el pop barroco, todo ello con el arpa como presencia icónica y relevante y un trasfondo de sólida formación en música clásica. A partir de ahí, y con composiciones entre lo complejo y la inocencia, empezó a llamar la atención con su primer LP, “Milk-Eyed Mender” (2004) -antes había publicado dos EPs caseros, “Walnut Whales” y “Yarn And Glue”-, aunque el que provocó el shock fue el segundo,“Ys” (2006). Para nada fácil de catalogar, con arreglos deVan Dyke Parks, una orquesta de treinta músicos y Steve Albini y Jim O’Rourke implicados en su elaboración, “Ys”no perdía en la comparación con su debut (a saber: profundo, atemporal y fresco), pero  además alcanzaba una dimensión épica y aventurera superior, menos rural, más absorbente, con canciones entre los siete y los dieciséis minutos. Cuatro años después -con el EP “Joanna Newsom And The Ys Street Band” (2007) como transición- llegó el triple “Have One On Me”, sin la majestuosidad de “Ys”, más espartano, pero no menos surtido de ideas e imaginación. En 2011 sacó el EP “What We Have Known” y este viernes turno para “Divers”.


JOANNA NEWSOM + Alasdair Roberts
4-nov Barcelona Barts

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.