Si te gusta el cine y el teatro, estoy segura de que la combinación de ambos te encanta . Aquí te dejamos unos ejemplos de obras que han marcado en los dos ámbitos.


Sweeney Todd:
En 2007 apareció en nuestras vidas un diabólico barbero. Su semblante enigmático nos hace preguntarnos qué hay detrás, cuál es su historia y, en definitiva, despierta la curiosidad.Pelo alborotado y negro como el carbón, excepto un mechón plateado que llama nuestra atención. De tez pálida como el mármol. Así es Benjamin barker, protagonista de una historia cantada en la que conjugan amor, corrupción, violencia y asesinato.

Todo ello narrado desde la perspectiva extravagante que caracteriza todas los trabajos de Tim Burton. El director contó con un reparto lleno de nombres de peso en Hollywood. Johnny Deep colaboró por sexta vez con burton. A Deep le acompañaron en esta travesía Helena Boham Carter como Sr. lovitt, Alan Rickman en el papel del juez Turpin, Timothy Spall en la piel de Beadle Bamford o Sacha Barom Cohen quien encarna a David Collins.

3 premios Óscars, 4 Globos de Oro 2 premios BAFTA avalan el éxito que el film cultivó entre la crítica. Pero, para aquello que lo ignorabais, hay que decir que este argumento no salió de la cabeza pensante del cineasta ya que se basó en la obra musical de Stephen Sondheim y Hugh Wheeler que, asimismo, tomaron la idea original del drama de Christopher Bond.

Sondheim y Wheeler llevaron al broadway de 1979 a la época victoriana de la ciudad de Londres para llenar los escenarios con la macabra leyenda del barbero asesino. Para ello depositaron la confianza de la dirección en Harold Prince y Angela Lansbury como Sr lovitt y Lenn Cariou como Benjamin Baker. Esta producción teatral se hizo con prestigiosos premios de las artes escénicas como 1 Tony Award.

Chicago

Si hablamos de películas basadas en obras de teatro sería pecado no mencionar este gran clásico. Nos trasladamos ahora a un 27 de diciembre de 2002. ¿EL lugar? un cine cualquiera del gigante americano. Las luces de la sala se apagan. Una mirada azul cristalina brilla en la pantalla. Acto seguido nos vemos inmersos en una fiesta en la que se nos invita a bailar a ritmo de jazz. Y pocos minutos después…


“Come on babe, why don’t we paint the town? And all that Jazz
I’m gonna rouge my knees and roll my stockings down. and all that jazz.
Start the car i know a whoopee spot. Where the gin is cold but the piano’s hot. It’s just a noisy hall. Where there’s a nightly brawl . And all that jazz”


Es la voz de Roxie Hart entonando Overture. En esta cinta de nuevo amor, o más bien el sexo, y al muerte vuelven a ser compañeros de viaje. Hart y la otra estrella del espectáculo, Velma Kelly, protagonizan este relato trágico que disfraza la gravedad de los asunto abordados con una máscara musical. Aunque la sonrisa triste que en algunos momentos se vislumbra en el rostro de las personajes no engaña.

Detrás de la misma se encuentran las actrices Renée Zellweger y Catherine Zeta Jones. Ambas se pusieron bajo la batuta de Rob Marshall, quien se encumbró con esta película al ganar 13 oscars, 8 globos de oro y 12 premios BAFTA.

No estuvo a su misma altura la versión teatral de 1975 de Fred Ebb y Bob Fosse, quienes se inspiraron en el guion escrito en 1926 por Maurine Dallas Watkins. Los primeros años del musical en EEUU fueron un algo complicados.
Sin embargo, a partir de 1996 comenzó a crecer con Walter Bobbie en la dirección y Ann Reinking y Bebe Neuwirth como Roxie Hart y Velma Kelly, respectivamente. Su triunfo llegó a los teatros de Londres, Alemania, Francia, Argentina, México y España, entre otros muchos países de los 5 continentes.

Tal fue la dimensión que alcanzó el musical que en su palmarés se contabilizan 7 Drama Desk Award, 6 Tony Award, 2 Olivier Award, 2 premios MAX y 1 premio Broadway World Spain. Estos galardones los obtuvo en entre 1976 y 2011.

Hairspray

Tracy Turnblad quiere cumplir su sueño, dedicarse a la danza. el Baile es su pasión y por este motivo lo que más desea es entrar en uno de los concursos más prestigiosos de esta disciplina artística “El Show de Corney Collins” Pero el “problema” es que Tracy es una chica, como se dice vulgarmente, de hueso ancho.

Esto le supone un obstáculo debido a los prejuicios que tienen los otros personajes que no paran de recordarle sus kilos demás. Especialmente su madre. Bajo su peluca se esconde John Travolta. Actores como Zac Efron, Michelle Pfeyffer o Amanda Bynes completan el reparto de este argumento en el que la discriminación a razón del peso y de la etnia son los pilares fundamentales.

La película de Adam Shankman tiene su origen en la de John Waters de 1988. No obstante, esta segunda parte también recogió mucho elementos de la obra de teatro de 2002 dirigida por Mark O´donnell y Thomas Meehan. En su catálogo de reconocimientos se encuentra 6 Tony Award, 9 Drama Desk Award, 2 Theatre World Awards y 4 premios Laurene Olivier.

Frost/Nixon

Controvertidas, desafiantes, con aire cargado de tensión. De esta forma se puede finir las cuatro entrevista que el periodista de David Frost a Richard Nixon tras el escándalo del Watergate. Casi 30 horas en las que Frost y Nixon dialogaron y que constituyen la trama central del filme de Ron Howard estrenado en 2008.

Hacer una “profunda y extensa revisión, de su vida, su presidencia” es la la finalidad de este encuentro, como declara en la cinta cinematogáfica el perosonaje del periodista interpretado por Michael Sheen. A las preguntas de Frost se enfrentará un Richar Nixon en declive de su carrera política y al cual da vida el Frank Langella.

Antes de iniciar su andadura en la gran pantalla, Peter Morgan hizo la adaptación teatral en 2006. Se estrenó por primera vez en Londres, donde Sheen y Langella reptieron en sus papeles.

La obra no pasó desapercibida y se trasladó al Bernard B. Jacobs Theatre, donde sumó un total de 197 representaciones entre abril y agosto de 2007.

Casablanca

dooley-wilson-humphrey-bogart-2

¿Eres un entusiasta del cine clásico? Entonces te encantará este apartado porque es el turno de hablar de “Casablanca”. Nos situamos ahora en plena Segunda Guerra Mundial en la ciudad marroquí que da nombre al film. Rick Blaine regenta un famosos local denominado “Café de Rick” y que es el punto de reunión de gente pertenecientes a castas de los más variadas.

Un personaje que responde al nombre de Ugarte llega al pub con unas curiosas cartas que serán el pasaporte de Blaine para poder salir del país. La polémica viene de la mano del matrimonio compuesto por llsa Lund y Victor Laszo. Lund es la ex amante del protagonista y tras el paso por el café de Rick, varias preguntas merodearan por mente de Blaine: ¿Dar o no a la feliz pareja la documentación necesaria para dejar la región? ¿Por qué le dejó IIsa Lund? ¿Seguiría enamorada de él? Humphrey Bogart, Ingrid Bergman, Paul Henreid en la piel de Rick Blaine, llsa Lund y Victor Laszio dan respuesta a estas preguntas.

Ellos, junto con Michael Curtiz, fueron los responsables de que “Casablanca” ganase 3 óscars y se convirtiese en un referente del séptimo arte. No consiguió consolidarse como tal en el caso del teatro. Murray Burnnet y Joan Alison escribieron el guion en 1940. Dado que nadie estaba dispuesta a producirla terminaron por vender los derechos a Warner Bros.

La cena de los idiotas

¿Qué pasa si juntamos a una pandilla de amigos adinerados que cenan juntos todos los miércoles y a un grupo de idiotas? El resultado de esta fórmula es un trabajo magistral del cine francés.


“No me lo pierdo. lo malo es que aun no tengo al idiota y no será que no lo haya buscado, ¿no tendrás uno por casualidad?”


Le cuenta Pierre Brochant, editor y uno de los imprescindibles de la cena, a su amigo Jean Cordier. A él le manifiesta su inquietud por no haber encontrado a su víctima para el próximo miércoles.

Cordier será quien se encuentre a la presa de Brochant en un tren. Su nombre François Pignon y su afición es hacer maquetas con cerillas. Para conocer mejor a su invitado, Brochant decide abrirle las puertas de su casa en una velada en la que padecerá una lumbalgia que pondrá en peligro su asistencia al encuentro de amigos.

Pignon, preocupado, hará todo lo posible para garantizar la comodidad de su anfitrión. Su torpeza y las constantes burlas por parte del resto de personajes dan lugar a una serie de acontecimientos que no harán más que empeorar las circunstancias. Pero la buena intención de sus acciones hará que al final de la noche Brochant cambie su opinión sobre su “idiota”

Jacques Villeret y Thierry Lhermitte , se enfundaron los trajes de François Pignon y Pierre Brochant en 1998. La película, ganadora de tres premios césar, estuvo dirigida por Francis Weber.

Él mismo fue quien creó la obra de teatro que se estrenó 5 años antes. En 1993, le Théâtre des Variétés fue el hogar de Pierre Brochant. En el reparto se repite el nombre de Jacque Villeret. No así el de Lhermitte. Claude Brasseur se metió en el papel de Brochant para esta ocasión.

Amadeus


“Lo confieso yo te maté. Sí yo te mate Mozart. Perdóname”


Uno de los criados del señor Salieri, sube las escaleras apresurado haciendo tales aclamaciones. Golpea insistentemente la puerta de la habitación de su amo. El silencio es todo lo que tiene por respuesta. De repente se oye grito aterrador y un fuerte golpe. La puerta se abre y lo que se ve no es ni mucho menos agradable. El señor Salieri ha intentado acabar con su vida.

Preocupados por la integridad física de su amo, los criados deciden internar al compositor en un manicomio. Allí recibe la visita de un sacerdote quien le dice:


“Todos los hombres son iguales ante dios”


En ese instante el protagonista decide contar su historia. Esta simple frase da comienzo a Amadeus. Milos Forman plasma en 2 horas 33 minutos la vida de Mozart a través de los ojos de uno de sus supuestos enemigow, Antonio Salieri.

Tom Hulce y F. Murray Abraham como Wolfgang Amadeus Mozart. y Antonio Salieri, capitanearon el reparto de este film  que se hizo con 8 premios oscar y 4 globos de oro.

Milton Forman llevó la rivalidad de Mozart y Salieri a la gran pantalla en 1989. Forman dio una vuelta de tuerca al argumento que utilizó Peter Levin Shaffer para construir su obra de teatro. En ella aparece en escena un Antonio Salieri lamentándose una y otra vez creyéndose culpable del asesinato de Mozart. Directamente al público, cara a cara, de frente y sin esconderse está decidido a hacer partícipe a los espectadores de cómo sucedió todo.

La obra se representó en el Royal Royal National Theatre de Londres en 1979 con Paul Scofield y Simon Callow en los papeles principales. Un año más tarde se estrenaría en broadway con Ian McKellen como Salieri y Tim Curry como Mozart. El público estadounidense pudo disfrutar de 1.181 funciones y 5 premios Tony cayeron en las manos de los autores de esta pieza.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.