Grandes clásicos (Música)Música

‘Barco a Venus’, un viaje cifrado y sin retorno

0

La música de Mecano ha marcado la historia musical de nuestro país. Pese a los muchos años que han pasado desde su boom, allá por los 80, las canciones del grupo siguen sonando a diario en radios, televisión, casas particulares y fiestas. Muchos de sus temas se han convertido en himnos, en esos grandes clásicos a los que todos volvemos por lo que significan o por los recuerdos que llevan atados. Canciones con las que algunos se dieron su primer beso, canciones que bailaron hasta el amanecer y canciones que también tuvieron la valentía de contar la realidad, incluso aquella que muchos querían que se mantuviese oculta. Ese es el caso de ‘Barco a Venus’ (1983). 

Todos recordamos a Ana Torroja saltando por el escenario mientras cantaba esta canción, muchas veces cercana al trabalenguas. Y seguramente todos hayamos botado al ritmo de sus acordes, tratando de no perdernos por su laberíntica letra. Es uno de esos temas que generan euforia en quien los escucha, pese a que su mensaje es mucho más duro de lo que en un primer momento podríamos imaginar. 

Mecano, de la mano de Nacho Cano, siempre hizo uso de la metáfora para presentar las muchas realidades de la sociedad española del momento, tocando temas como las drogas, el SIDA o la homosexualidad, pero siempre de manera poética, dejándonos que fuésemos nosotros los que sacásemos las conclusiones, como ocurre en ‘Barco a Venus’. 

Significado

Evidentemente, Ana Torroja y compañía no nos hablan de un viaje interespacial en esta canción, sino más bien en uno figurado, en ese que viven las personas drogodependientes cuando están bajo los efectos de estas sustancias. En el argot, ese viaje hace referencia a ese momento en el que se encuentran colocados, en el que están prácticamente fuera de su cuerpo. Y ese es el viaje del que se nos habla en ‘Barco a Venus’. 

El grupo se dirige de forma directa a una persona, cuya identidad no se revela, que está completamente enganchada a las drogas, aunque no lo admite. Y le advierte de las muchas y muy malas consecuencias que puede tener esto para él o ella, e incluso para su propio entorno. De manera figurada y metafórica nos hablan de esas sensaciones que genera la droga en quien las consume, y también de la realidad, que no es otra que el hundimiento de una persona que a veces no quiere ser salvada. 

Son muchas las teorías acerca de quién inspiró esta canción. hay quien afirma que lo hicieron algunos amigos de la banda, pero también hay quien asegura que la canción fue en realidad compuesta por José María Cano, inspirado por su hermano Nacho y la mala racha que podría haber pasado, pero es una versión no oficial que la banda nunca ha confirmado. 

Estilo y trayectoria

El tecno-pop siempre ha marcado la música de Mecano, y en este ‘Barco a Venus’, que fue su sexto sencillo, no iba a ser diferente. Este tema formó parte de su segundo trabajo de estudio, ‘¿Dónde está el país de las hadas?’, título que encaja a la perfección con el mensaje que nos transmite también la canción. 

Tras este trabajo, llegaron cuatro discos más, el último de ellos en 1991, sin contar por supuesto con los muchos recopilatorios que han ido lanzando. Una carrera que se nos antoja demasiado corta, por lo mucho que nos gustan, pero en la que han explorado diferentes formas del pop y en la que nos han regalado algunas de las canciones más míticas de la historia musical española. 

Letra

Dices que siempre estás viajando
Pero me estas engañando
Yo sé que tu estás sólo
Y que no sales de tu cuarto.

Las luces de la calle
Te hacen daño cuando sales
Porque tu mundo es otro
Mucho más oscuro.

Déjalo ya
Sabes que nunca has ido
A Venus en un barco…
Quieres flotar
Pero lo único que haces
Es hundirte…
Eh-Eh…

Sabes que pasas por la vida
Sin salir de tu mentira
Que muchos alimentan
Y que crece día a día.

La mafia te persigue
Y te coge la policía
Te encierran y te sueltan
Y todos te dicen:

Déjalo ya
Sabes que nunca has ido
A Venus en un barco…
Quieres flotar
Pero lo único que haces
Es hundirte…
Eh-Eh…

Déjalo ya
Sabes que nunca has ido
A Venus en un…
Déjalo ya
Sabes que nunca has ido
A Venus en un…
Déjalo ya
Sabes que nunca has ido
A Venus en un barco…
Oh-Oh

Eh-Eh…
Na-ra-na-na-na-na-na-na-na-na-na…

Rosa Suria
Periodista. Escribo y hablo continuamente de cine, series y música.

Melifluo inunda Madrid de magnetismo y sentimientos

Previous article

El Personaje | El Pablo Ibar de Miguel Ángel Silvestre vs el Pablo Ibar real

Next article

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Login/Sign up