Críticas (Series)DestacadosSeries

Crítica de ‘The Stand’: dubitativa, pero correcta

0

Esta crítica no contiene spoilers de ‘The Stand’ y ha sido realizada tras el visionado de sus dos primeros episodios.

Apostar por la adaptación cinematográfica o televisiva de una obra de Stephen King es un arma de doble filo. Por un lado, tienes asegurada una buena historia, generalmente bien construida y desarrollada, con personajes igualmente bien elaborados y evolucionados. Pero, por otro lado, la complejidad de estas historias hace que adaptarlas no sea una tarea precisamente sencilla. Y que, por tanto, muchas veces el resultado no sea del todo satisfactorio. Además, hay que contar siempre con las altas expectativas de los lectores, que sienten auténtica devoción por los universos creados por King. Y que esperan encontrarlos en la pantalla tal cual los han imaginado.

Acompañada de toda esta presión y expectación llega a nosotros ‘The Stand’. La serie se estrena el próximo domingo 3 de enero en Starzplay, plataforma en la que se irá lanzando un capítulo cada semana. Creada y dirigida por Josh Boone y Benjamin Cavell, la ficción nos traslada a un futuro post apocalíptico. Un virus altamente letal ha acabado con una importante parte de la sociedad de manera fulminante. Y los pocos supervivientes que han logrado evitar el contagio tratan de vivir en una nueva realidad que poco o nada tiene que ver con la que antes conocían. Es entonces cuando aparece un falso mesías cuyo objetivo es dominar esa nueva sociedad.

Podría decirse que con el timing de ‘The Stand’ ocurre algo similar a lo que mencionaba de las adaptaciones de Stephen King. Es un arma de doble filo. Parece que la serie llega en el momento más oportuno, por eso de que estamos viviendo una pandemia y conocemos de cerca el miedo al contagio o términos como confinamiento o inmunidad. Pero también es cierto que nos encontramos en un punto de saturación que puede jugar en contra de la ficción.

Si eres de los que siente que está expuesto a demasiada información o demasiado contenido ‘pandémico’, te diré, antes de entrar en materia, que le des una oportunidad a la serie. Sobre todo si los mundos de Stephen King son los tuyos y si, por supuesto, la historia llama tu atención. Porque aunque es evidente que este virus es uno de los grandes protagonistas de la serie, no lo es todo. Ni tampoco es fácil encontrar demasiadas similitudes, más allá de las evidentes. El virus es más bien un telón de fondo sobre el que se desarrolla todo lo demás. Y eso es lo que realmente va a importarte.

¿Cómo son sus primeros episodios?


The Stand
Foto: Best Possible Screengrab/CBS ©2020 CBS Interactive, Inc. All Rights Reserved.

Por ahora, tan solo he podido ver los dos primeros episodios de ‘The Stand’, por lo que todos los comentarios y opiniones que vas a encontrar en estos párrafos están basados única y exclusivamente en ellos. Con esto quiero recalcar que me es imposible ofrecer una valoración completa de la serie y que, por tanto, todo lo que señale a continuación puede transformarse según avance la trama principal en los siguientes capítulos.

Habiendo dejado esto claro, el arranque de la ficción me resulta algo dubitativo y caótico. En el piloto, el espectador puede tardar más de lo deseado en establecer las bases y conectar con la historia. Porque en ella se intercalan diferentes líneas temporales, al más puro estilo ‘Lost’, pero con algo menos de acierto. Entramos en la historia cuando ésta ya ha comenzado y damos saltos de un lado a otro sin tener muy claro en qué punto nos encontramos y qué es lo que nos están queriendo mostrar de él.

Este caos, que juega muy en contra de la serie en su piloto, se va eliminando poco a poco en su segundo episodio. Quizá porque ya tenemos claros unos cuantos puntos principales que nos sirven de anclaje. En este segundo capítulo, las diferentes líneas temporales se diferencian con mayor facilidad y la confusión también se va perdiendo, permitiéndonos entrar más de lleno en la historia. La impresión inicial cambiaría notablemente si el arranque, ese piloto que tan importante es, hubiera apostado por un poco menos de locura y un poco más de calma. Pero siempre y cuando la estabilización que se va apreciando a continuación se mantenga, puede ser un error salvable a largo plazo.

Ha sido este carácter caótico y dubitativo el que se ha llevado gran parte de mi atención, impidiéndome atender plenamente a la presentación de los primeros personajes. Parece que se les va a otorgar el espacio que merecen, que conoceremos su background y apreciaremos su evolución. Ya hay pinceladas de ello en estos primeros episodios. Y eso sí que juega en favor de ‘The Stand’. Como también lo hace la representación del Apocalipsis en Estados Unidos, que nos deja impactantes imágenes de una Nueva York reconocible y horrorosamente diferente a la vez. Esta ambientación es de lo mejor de estos dos primeros episodios, en los que ya aparecen la inquietud y la incomodidad, dos fieles compañeras que, sospecho, estarán con nosotros durante toda la serie.

¿Y el misterio? ¿Y el terror? Aunque no sean los protagonistas del arranque, ya están presentes. Con secuencias de nuevo inquietantes, que nos adelantan la introducción de un importante personaje. Y también con el propio estudio que se realiza de las reacciones del ser humano, de su capacidad de actuación y de su evolución y respuesta ante situaciones extremas.

Una conclusión preliminar

Con dos episodios, sería insensato atreverse a ofrecer una conclusión definitiva. Por ahora, de ‘The Stand’ puedo decir que no arranca con un acierto firme, por su carácter caótico. Su primer episodio puede provocar confusión en el espectador y puede empujarle a una rendición demasiado temprana. Pero la calma que parece llegar con el segundo, en el que podemos apreciar con mayor facilidad detalles que quizá nos habían pasado desapercibidos antes, sí invita a continuar con el visionado. Como señalaban nuestros boletines de notas en Primaria, podría decirse que ‘progresa adecuadamente’.

'The Stand'

6

Lo Mejor
  • Representación del Apocalipsis
  • Lo que parece que está por venir
Lo Peor
  • Arranque algo caótico, inconexo, complejo
Rosa Suria
Periodista. Escribo y hablo continuamente de cine, series y música.

Reseña de ‘Dormir en un mar de estrellas’, de Christopher Paolini

Previous article

Rescatando ‘Outlander’ – 1×11: la marca del diablo

Next article

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login/Sign up