Estafadoras de Wall Street
0
7.5

Estafadoras de Wall Street

Lo mejor
  • Entretenida, divertida, repleta de recursos, con un ritmo narrativo perfecto para la historia
  • Pese a su forma, trata asuntos delicados e importantes de una forma acertada
  • Las protagonistas forman un grupo eléctrico con el que es muy sencillo conectar. Jennifer López está fantástica
Lo peor
  • Se desinfla hacia el final, cuando se acaba la fiesta y comienzan los problemas

‘Estafadoras de Wall Street’ se estrena este 8 de noviembre en España, y estoy deseando que todos la veáis. Para debatir en torno a ella, para compartir impresiones y por si alguien se anima a repetir porque, la verdad, repetiría. Entré con esas dudas que a veces tiene uno cuando un producto no encaja a priori con sus gustos (el título, la trama, incluso el reparto no me llamaba demasiado la atención) y salí de la sala de cine muy contenta, con esa euforia que ya conozco y que algunas películas consiguen transmitirme.

‘Estafadoras de Wall Street’ está inspirada en hechos reales, y es todo lo que ya has escuchado de ella. Basada en una serie de artículos escritos por Jessica Pressler y publicados en ‘New York Magazine’, es la propia periodista quien se encarga del guion de la película junto a Lorene Scafaria (‘Una madre imperfecta’, 2015), también directora. Y precisamente la directora es una de las culpables de ese buen sabor post-película, pues el ritmo que le imprime a la película, sobre todo en su primera mitad, y los múltiples recursos a los que recurre, siempre con acierto, hacen de ‘Estafadoras de Wall Street’ una película tremendamente entretenida, también divertida, donde el empoderamiento de la mujer es la pieza clave.

Visualmente es fantástica, y así es como también están las protagonistas. Claro que hay que destacar a Jennifer López, y no me extrañaría que su fuerza, su demostración de poder y de emoción le lleven a diversas nominaciones en los próximos premios. También Constance Wu está muy bien. Junto a Keke Palmer y Lili Reinhart forman el grupo de estafadoras final, y las escenas que protagonizan giran en torno a varios temas que me ha gustado explorar a su lado: la amistad, el deseo de una independencia real, el abandono, la irresponsabilidad de la sociedad, el amor por sus hijas, el amor propio que tienen que trabajar y a veces buscar en los lugares más recónditos. Sí, es una película de empoderamiento, aunque el principio sea desagradable. Me costó unos minutos entender hacia dónde iba, o a lo mejor es que simplemente me estaba resultando difícil de ver, pero no tarda en marcar el camino y ese camino es claro. Empoderamiento, sororidad, independencia.

Jennifer Lopez and Constance Wu star in HUSTLERS

Las cuatro protagonistas se convierten en estafadoras, y buscan una víctima: los hombres de Wall Street que derrochan su dinero en toda clase de vicios con los que perpetúan un sistema en el que la mujer sigue siendo poco más que un objeto. Ellas mismas forman parte del sistema, al que se terminan uniendo sin pretender destruirlo, del que se aprovechan. Y no te sale juzgar sus acciones, en parte porque esta película no está hecha para ello y en parte porque, en fin, no te sale. Creo que ‘Estafadoras de Wall Street’, al completo, es una crítica de eso mismo que estamos viendo, pero algunas cosas son más fáciles de criticar y juzgar que otras.

Ya he dicho que es entretenida y divertida, con sus momentos emotivos y también en ocasiones excesiva. Como en otras líneas ya he hablado de lo contenta que me pone que por fin empiecen a ser mujeres quienes protagonicen este tipo de historias, voy a pasar un poco de puntillas por este asunto, pero me ha encantado verlas disfrutando de su dinero, con ese derroche excesivo propio de las películas de este estilo.

Es hacia el final cuando se desinfla. Se desinfla y se enfría, cuando se acaba la fiesta y empiezan los problemas. El ritmo narrativo decae y las imágenes pierden algo de la fuerza anterior. Quienes hayan conectado hasta ese momento con la historia y sus protagonistas no acusaran en exceso este decrecimiento y se lo tomarán como un final tranquilo, casi como algo natural, que nos coloca de nuevo los pies en la tierra. Desde luego, no empaña las buenas sensaciones que puede dejar una película que ha llegado sin demasiado ruido y que promete ser una de las sorpresas del momento. Y no hablo de premios, no hablo de nominaciones, hablo del público. Creo que estamos preparados para ver, disfrutar y analizar esta propuesta de un grupo de mujeres que nos están contando todo lo que nos muestran en cámara, y también todo lo que puede leerse entre líneas.

Como soy de ese tipo de personas que retienen ciertos momentos en la memoria casi de forma obsesiva y no puede hacer otra cosa que ir soltándolos, aquí va el que me dejó ‘Estafadoras de Wall Street’: cuando una de las protagonistas se queda embarazada, su único pensamiento fue “espero que sea un chico”. Que disfrutéis de la película.

Judith Torquemada

‘Vikings’: Lagertha, Rollo y lo que cada uno imaginamos

Previous article

‘El Cuadro’: Descubre todo los secretos de “Las Meninas”

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Cine