DestacadosLiteraturaReseñas

Reseña de ‘Trono de cristal’, de Sarah J. Maas

0

· FICHA ·
Título: ‘Trono de cristal’
Autora: Sarah J. Maas
Traducción: Guiomar Manso de Zúñiga
Editorial: Editorial Hidra
Fecha de publicación: noviembre de 2020
Sinopsis: En las tenebrosas minas de sal de Endovier, una muchacha de dieciocho años cumple cadena perpetua. Es una asesina profesional, la mejor en lo suyo, pero ha cometido un error fatal. La han capturado. El joven capitán Westfall le ofrece un trato: la libertad a cambio de un enorme sacrificio. Celaena debe representar al príncipe en un torneo a muerte, en el que deberá luchar con los asesinos y ladrones más peligrosos del reino. Viva o muerta, Celaena será libre. Tanto si gana como si pierde, está a punto de descubrir su verdadero destino. Pero ¿qué pasará entretanto con su corazón de asesina?

En este libro encontrarás: una historia de fantasía que te enganchará poco a poco, que te recordará a los mejores títulos, que abrirá la puerta a un mundo emocionante del que querrás formar parte.


No necesité de muchas páginas de ‘Trono de cristal’ para comprender que estaba ante una historia de las que marcan un momento. Un relato que recuerdas, un libro que conservas, unos acontecimientos y unos personajes de los que te apetece hablar. Había escuchado, claro, muchas cosas de esta autora, Sarah J. Maas, porque en los últimos tiempos se ha hablado mucho de ella. Puedo relacionarla, ahora sí, con la mejor Leigh Bardugo, por tratamiento de personajes, por construcción de mundos, por ser dueñas, ambas, de una imaginación que saben cómo explotar. La portada con la que la Editorial Hidra sorprendía el pasado mes de noviembre, por cierto, grita poder:


Trono de cristal, de Sarah J Maas

Así es ‘Trono de cristal’

En una tierra sin magia donde el rey gobierna con mano de hierro, una joven asesina que cumplía condena en las oscuras minas de sal de Endovier es llevada a palacio. No va a matar al rey, sino a recuperar su libertad. Si consigue vencer a veintitrés asesinos, ladrones y guerreros en una competición, se le concederá un indulto y podrá convertirse en la campeona del rey. Su nombre es Celaena Sardothien.

Celaena Sardothien es la protagonista de esta historia fantástica. Hay mucha fantasía en estas páginas, pero se percibe sobre todo sobrevolando el texto. La magia está prohibida, así que no puede hacerse uso de ella, ni puede tampoco, siquiera, mencionarse. Pero Celaena tiene un contacto especial con esa parte olvidada de su mundo, así que la advertimos prácticamente en cada uno de sus pasos. ‘Trono de cristal’ es también un libro de acción en el que hay combates, batallas y persecuciones. Villanos, monstruos, reyes malvados. Y es, por supuesto, una historia de descubrimiento, de desarrollo personal, de vínculos que nacen y crecen ante los ojos del lector.

Es exactamente lo que un libro de fantasía juvenil tiene que ser para enganchar. El prototipo perfecto. Sigue los esquemas clásicos, los de siempre, pero todos los elementos que lo componen están construidos desde el talento y desde, creo, la convicción total. Así que funcionan los diálogos, funcionan los personajes, funcionan los acontecimientos, funcionan las relaciones.

Algunas consideraciones generales

‘Trono de cristal’ es el primer libro de una saga, y eso se advierte también nada más comenzar la historia. Porque ya desde el principio te encuentras con un universo riquísimo. Un mundo muy grande, plagado de nombres y detalles que apuntalan esa sensación de estar ante algo bien pensado. Algo completo. Ayuda mucho a meterse en la historia el hecho de que Sarah J. Maas escriba muy bien, y ayuda mucho que haya sabido concederle una historia real a quienes deben protagonizar la historia general.

Los personajes de este libro tienen vida. Desde Celaena, que es una gran protagonista, hasta Chaol, quizá mi favorito al margen de la primera, pasando por Dorian o Nehemia. Existen, todos ellos. Existen, se relacionan, evolucionan, se equivocan, y el lector se cree todo lo que sucede, todo lo que les sucede.

La narración, sin dejar de profundizar en los porqués de estos personajes, es ágil, fácil de leer. Los capítulos están divididos de tal manera que consigamos dividir también nosotros los espacios, los escenarios, los hechos. Y pasan rápido. Pasan muy rápido.

Es uno de los libros que más rápido vas a querer leer. Cuando lo concluyas, además, la sensación que va a predominar en tu interior es una sensación de satisfacción por lo leído. Porque terminas con la sensación de haber leído, lo dicho, algo completo. Una historia que tiene un comienzo, que se desarrolla de forma fantástica y que tiene un final, que es un final que abre otros muchos caminos. De hecho, de algún modo, aquí empieza todo.

¿A quién puede gustar ‘Trono de cristal’?

Leía, antes de lanzarme a la lectura, que esta saga es una mezcla de ‘Juego de Tronos’ y ‘Los juegos del hambre’. Era una opinión subjetiva, desde luego, y me costó confiar en ella. Si bien está a años luz del primero en muchos sentidos, lo cierto es que he llegado a advertir sus semejanzas. La política, la magia perdida, los personajes que tienen que enfrentar un destino. Los matices que los separan son infinitos, pero entiendo la comparación. Con respecto a ‘Los juegos del hambre’, también entiendo el porqué de colocar uno al lado del otro. Sobre todo en un sentido: es una historia juvenil muy bien escrita, que puede gustar a cualquier amante del género, y que engancha con una facilidad pasmosa.

Una lectora inclinada hacia la fantasía más oscura, como es mi caso, siempre se muestra prudente con historias que pueden ser, de algún modo, más ligeras. Pero ‘Trono de cristal’, que es más ligero que las grandes épicas, me ha funcionado de igual manera. Me ha funcionado muy bien. Creo que puede funcionarte a ti también, amante de la fantasía. Dale una oportunidad.

Gracias a Editorial Hidra por el ejemplar.

Sobre 5...

4.5

Judith Torquemada
Periodista, taikista, marvelita y feminista. Escribo sobre cine, sobre libros y sobre viajes. También escribo historietas varias. Se me da bien hablar de Escocia, enamorarme de personajes ficticios y fantasear en general. Por Frodo. Y por Ned Stark.

Crítica de ‘Men in Kilts’: un esperado viaje por Escocia

Previous article

Andrés Mendiola lanza ‘Sabor a primavera’

Next article

Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login/Sign up