Críticas (Series)DestacadosSeries

Capítulo 34 de ‘Estoy Vivo’: la magia de las primeras veces

0

Partimos con ventaja desde el primer episodio de esta tercera temporada de ‘Estoy Vivo’, y eso es algo que ha gustado a todos. Pero creo que no me equivoco al afirmar que ahora la ventaja se está haciendo angustiosa y que la urgencia de un reencuentro completo y real es cada vez mayor. La trama se está enredando, los obstáculos no dejan de surgir y, por momentos, vemos según que uniones más imposibles. Una angustia que se suma al peligro que corren todos los protagonistas de la serie y la propia raza humana. 

Parece que en esta tercera entrega, los guionistas se han tomado más en serio que nunca eso de no dejar de sorprender al público, así como la ya clásica combinación de géneros en la serie. Pese a que la tensión cada vez es mayor y la acción también tiene un hueco en cada capítulo, seguimos encontrando un alivio cómico en casi todas las tramas, así como una parte muy emocional, que para mí es uno de los puntos fuertes de lo que llevamos de temporada. 

Con los extraterrestres y los narcos como principales enemigos, por imposible que pueda sonar, Márquez, Iago y compañía siguen regalándonos sus aventuras y haciéndonos sufrir y disfrutar a partes iguales. Como ha ocurrido con el capítulo 34, emitido este mismo jueves, en el que hemos vivido nuevas primeras veces, pero también hemos conocido amenazas que no parecen fáciles de disolver. Cuidado, ¡comienzan los spoilers!

'Estoy Vivo'

La magia de las primeras veces

Con este episodio hemos sufrido mucho, pero no quiero empezar por lo meramente malo. Prefiero hacerlo por ese momento que todos estábamos esperando, aunque no haya llegado de la manera deseada. Por fin, después de muchos mensajes de texto, de llamadas algo ‘trucadas’ y de miradas que no se chocaban, Iago y Susana o, lo que es lo mismo, Iago y Adrián se han reencontrado

Con el Enlace enfermo en cama tras haber sido ‘poseído’ por uno de los embriones extraterrestres que guardaba David en su piscina, Susana no pudo aguantar más y acabó con todos sus muros. Probablemente porque imaginaba que la fiebre no dejaría a Iago ver todo lo que tenía delante, pero probablemente también deseando que abriera los ojos y comprendiera. Queriendo acabar con el enorme peso que carga a sus espaldas y soñando con ese reencuentro que también se ha convertido en el sueño de los espectadores. 

Hubo palabras de amor, hubo caricias y hubo beso. Todo ello rodeado de una magia especial, de esa magia de las primeras veces que en ocasiones vuelve a aparecer cuando el tiempo y la distancia han separado a dos personas. Cuando hablamos de Iago y Susana esa magia es más fuerte que todas las barreras que existen entre ambos, y que poco a poco se van derrumbando. 

'Estoy Vivo'

¿Un error de la Pasarela?

Aunque este reencuentro y este nuevo primer beso se han llevado gran parte de nuestra atención, no puedo olvidarme de la complicada situación de Laura. La ahora comisaria ha descubierto, tras ser secuestrada por un poderoso narco, que su cuerpo perteneció a una policía corrupta que, además, debe una importante suma de dinero al ya mencionado narco. Dos millones de euros que tendrá que devolver en un tiempo máximo de 48 horas. 

El conflicto no parece tener una fácil solución, pero más allá de esto la pregunta es la siguiente: ¿ha cometido la Pasarela un error? Es evidente que toda esta trama de corrupción y morosidad no es la mejor para que Laura mantenga una posición discreta, alejando así a los posibles enemigos y protegiendo a Susana, pero sabemos que la Pasarela no da una puntada sin hilo. ¿Se han equivocado o le han puesto un reto a Laura?

Todo apunta a que la primera opción es la correcta, sobre todo teniendo en cuenta los antecedentes de Márquez. El pasado de sus trajes no parece tener demasiada importancia para ellos, pero quizá deberían haber aprendido la lección. Sobre todo porque ahora no hay que lidiar con una mujer que echa de menos a su marido, sino con un narco que quiere su dinero. Ya lo decía Pablo Escobar, plata o plomo. Y nuestros protagonistas no tienen la primera, ni quieren la segunda. 

'Estoy Vivo'

Una maravillosa red

Conforme vamos avanzando en esta tercera temporada de ‘Estoy Vivo’, la red de tramas y subtramas se va haciendo más y más grande, pero de forma ordenada. Uniendo géneros e historias de amor, de búsqueda, de pérdida y hasta de extraterrestres, los guionistas están construyendo una especie de tela de araña gigante, en la que algunos cabos sueltos ya van encontrando su desenlace, mientras que el resto continúa firme su camino. 

Desde el punto de vista del espectador, esta enorme red de tramas es un disfrute, porque no deja hueco para tiempos muertos, no hay respiro cuando hablamos de esta tercera temporada de ‘Estoy Vivo’. Un trabajo impecable de los guionistas, que están sabiendo combinar la ciencia ficción con la comedia, el drama y algo de género policiaco, pensando en todo momento en el espectador y apostando por una emoción que habría sido fácil eliminar de la ecuación. 

Aún nos quedan episodios por disfrutar, pero poco a poco esta tercera temporada se va postulando para ser la mejor de lo que llevamos de serie, a pesar de que empezó eliminando a tres pilares de su reparto.

'Estoy Vivo'

8.8

Lo Mejor
  • El gran reencuentro (aunque sea a medias)
  • La unión de Andrés y Laura
  • El nuevo papel de Carlota
  • Carlota + Sebas
Lo Peor
  • La angustia de la espera
Rosa Suria
Periodista. Escribo y hablo continuamente de cine, series y música.

Fiona Gallagher: el alma de ‘Shameless’

Previous article

Analizamos “Despedida”, el primer single de Sabela

Next article

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Login/Sign up