MiércolesRecomendación Del Día

‘Sin fin’: un paseo por el tiempo y un amor eterno

0

A ver cómo empiezo a hablar de ‘Sin fin’.

Supongo que puedo empezar explicando por qué es mi recomendación de hoy y mi recomendación de la vida. Lo sería de varias vidas si las viviera, como las viven los protagonistas. Desde ese primer visionado, que debió de ser por estas fechas pero hace ya dos años, se quedó conmigo engordando esa lista de Películas Que Se Quedan Contigo Para Siempre. ‘Sin fin’ se ha quedado conmigo para siempre, con alojamiento gratis por el resto de mi vida en un lugar con vistas al mar en mi corazón cinéfilo. Pienso en esa lista y rescato títulos como ‘Capitán Fantástico’, quizá mi película favorita, o ‘Beginners’, película que todavía no sé por qué no ha visto todo el mundo, o ‘Antes de amanecer’, quizá la que más sentido tiene aquí, porque en muchos momentos comparte las mismas vibraciones que la protagonista de estas líneas.

Vayamos, en fin, con la protagonista de estas líneas. ‘Sin fin’ es una película que no podría existir sin pasar por la ciencia ficción, pero que en esencia es una historia de amor. De un amor eterno que dura varias vidas, y que condiciona varias vidas, varias existencias paralelas que son al mismo tiempo las mismas y diferentes, moviéndose a través de paradojas temporales y todo los elementos que componen los viajes en el tiempo. En ‘Sin fin’ hay viajes en el tiempo, pero no son los protagonistas. El protagonista es el amor que acompaña esos viajes, y también todas las emociones que viven antes y después de ese amor.



Así es ‘Sin fin’

Antes de ese amor, Javier y María son dos jóvenes muy diferentes que se encuentran y conectan. Qué diferentes son. Javier es tímido, introvertido, maniático; María es espontánea, preguntona, despreocupada. Es un gustazo ver cómo conectan dentro de todo esto; cómo se observan con curiosidad y cómo se sienten el uno al otro. Hay en sus miradas, en sus palabras, en sus gestos, todo lo que se espera que haya en un encuentro así: esa curiosidad, esa emoción, inseguridad, algo de miedo, y también deseo. Esto es el pasado.

El presente es muy diferente. Javier y María viven juntos, pero no pueden estar más separados. Por el tiempo, por la rutina, por las manías del otro, por los fracasos, las obsesiones y la vida misma. Este presente representa el desgaste de las relaciones, la manera en la que van muriendo, cómo lo que encontrábamos estimulante un día lo percibimos con rabia al siguiente, en apenas un suspiro, porque la vida y el pasar de los días es un suspiro. Vemos, a través de ellos, cómo se deja de mirar a quien tenemos al lado, cómo dejamos de cuidar cuando supone un esfuerzo más grande que los sentimientos que nos acompañan. Cómo a veces somos incapaces de llegar hasta esos sentimientos por cuestiones como la rutina, las obsesiones, la vida misma.

Siempre me afecta mucho ver el cambio entre pasado y presente, notar la diferencia. Supongo que porque de verdad lo percibo como el retrato de una realidad que sé que existe y que me apena. El montaje de la película, en este sentido, es fantástico, porque interpone momentos para que ese cambio y esa diferencia sea evidente, pero también para que cuando haya similitudes las percibamos y nos permitamos sonreír. A pesar del tono triste de mis palabras, os aseguro que con esta película sonrío mucho.

También lloro. Mucho. Me paso los últimos veinte minutos llorando a pesar de conocer el final, precisamente por conocerlo, o ni siquiera por el final, quizá por todo lo que he visto antes. ‘Sin fin’ es una película muy emocional, a pesar de que no se habla como tal de emociones. Ese es otro acierto. Deja que el espectador sienta libremente lo que quiera sentir.

Los artífices de todo esto. César Esteban Alenda y José Esteban Alenda, directores y guionistas. La fotografía fue responsabilidad de Ángel Amorós y la música de Sergio de la Puente. Entre todos nos dieron una película bellísima, en la que se cuelan los rayos de sol, el tic-tac de un reloj importantísimo, casi hasta el olor del mar. Es también una película muy sensorial, porque es pausada y deja espacio para que disfrutemos de los planos, de esos sonidos, de las imágenes.


María León y Javier Rey en 'Sin fin'

El Asunto con los dos protagonistas

Y luego está El Asunto con Javier Rey y María León. Tomo aire.

Lo de estos dos es increíble. Añadiría “aquí”, pero voy a hacerlo más extenso. Estoy volviendo a ver ‘Allí Abajo’, porque esta situación nos ha traído momentos complicados y a veces lo que uno más necesita es reírse con su madre, aunque tenga que ser en la distancia. Me río mucho con ‘Allí Abajo’, y me río mucho con María León, y no puedo dejar de preguntarme cómo es posible que la misma persona que me ha hecho reír una noche me haga llorar tanto la siguiente.

María León, siempre y en especial aquí, está soberbia. En sus ojos, que no son verdes, están todas las emociones del mundo. Está la tristeza, está la nostalgia, está la rabia, está la curiosidad, el amor, la esperanza, el amor otra vez, porque siempre el amor, pero también todo lo demás. Y no necesita hablar para transmitirte todo esto. No necesita decir una sola palabra para que entiendas lo que está sintiendo.

Otro tanto pasa con Javier Rey, que lo mismo te hace de superhéroe que se lleva todos los premios del año por su papel en una serie (la mejor, aguante ‘Fariña’). Aquí, en ‘Sin fin’, está soberbio. Anda, se mueve y mira como tiene que hacerlo el personaje. Y lo hace durante toda la película, pero es que además tiene dos escenas concretas que no puedo ver sin encogerme. Hay una emoción tan sincera y tan grande en su rostro, y en sus ojos, y en su voz, que a veces no puedo con ella de lo inmensa que es.

Los respeto muchísimo a los dos. En general y siempre, pero aquí, en ‘Sin fin’, todavía más.



Más cosas

Todavía más. Porque veo muchísimo más en esta película que empieza con un silencio que dura minutos y que no necesitamos rellenar porque está ya a rebosar con los rostros de estos dos.

En ‘Sin fin’ veo esa distancia en una pareja; lo difícil que es darse cuenta de que estás fallando y la imposibilidad de comprender por qué estás fallando sin que te importe. Por qué no te esfuerzas por mejorar. ¿Hay que esforzarse de esa manera en una relación? ¿Cuándo empieza a ser innecesario el esfuerzo porque el hecho de sentirlo como tal anula la necesidad del mismo? Por qué y cuándo decides que vas a perder a esa persona a pesar de quererla.

Hay muchas preguntas, y todas esas preguntas solo pueden responderse de manera personal, porque como ya he dicho esta película va de la vida, aunque vaya de Trigo y Nina. También veo que su historia la conocieron años antes, la leyeron y la vieron, y que él lo vio también años antes.



Y alucino con el cartel de Penélope Cruz con el mismo corte de pelo que una Nina que no ha triunfado. Alucino con todo. Con el “perdón por no estar, pero eso fue hace dos días”, alucino cuando pienso que uno de los dos siempre ha querido más, y cuando después me contradigo y me digo que no, que solo han querido y quieren diferente. Y alucino con la vigilia de quien espera un gesto que diga en silencio “está bien, voy a estar bien”, porque lo reconozco y me parece muy real.

Esta película de viajes en el tiempo me parece una de las cosas más reales y más auténticas y más de verdad que he visto en mi vida. Por eso se queda conmigo. Por todo esto. Y por las cosas que todavía no he dicho y que diré cuando vuelva a verla. Ojalá la veáis vosotros también.

Judith Torquemada
Periodista, taikista, marvelita y feminista. Escribo sobre cine, sobre libros y sobre viajes. También escribo historietas varias. Se me da bien hablar de Escocia, enamorarme de personajes ficticios y fantasear en general. Por Frodo. Y por Ned Stark.

Crítica: ‘Emily en París’ es la mejor versión de lo que prometía ser

Previous article

‘Veneno’: Leiva estrenará su canción para la serie en el quinto capítulo

Next article

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login/Sign up