‘Todos los martes fueron tuyos’ es un libro de poemas que ha escrito Andrea Montero. Después de muchos años escribiendo tanto poesías como prosa, surgió la idea de escribir este libro tan especial. Andrea Montero pensó -muy acertadamente- que podía unirlo todo y convertirlo en lo que ahora es ‘Todos los martes fueron tuyos’. Un poemario que reúne varios temas como son el amor y el desamor que muchas veces conlleva, el miedo a los cambios, la pérdida y todo lo que generan estos sentimientos.

Pues yo te quise, sin condiciones e irremediablemente. Ese es mi desvelo.

Pese a lo joven que es, Andrea Montero ya ha conocido al que ha llegado a nombrar como el amor de su vida. Y esta es la gran razón de ser de ‘Todos los martes fueron tuyos’, un libro dedicado en gran parte a la persona de la que se enamoró. Y es que, cuando estás tan enamorado, piensas todo el rato en esa persona y te imaginas cómo sería tu vida a su lado, llena de buenos momentos. En forma de poemas, la autora refleja a la perfección eso que todos hemos sentido alguna vez cuando nos enamoramos. Un sentimiento muy fuerte e intenso que puede con todo lo demás.

Pero, por desgracia, este amor derivó en un inevitable desamor. Esto queda sobre todo patente en el epílogo, el cual está escrito en forma de carta de despedida. Una carta desgarradora porque así son las despedidas, difíciles, dolorosas e inevitables en muchas ocasiones. Andrea Montero presenta ‘Todos los martes fueron tuyos’ como si se tratase de una obra de teatro que empieza como todas las historias, con dos primeras frases. Dos frases en las que ya intuyes el cariz intenso que tendrán todos los poemas a partir de este momento.



Me voy en un acto de amor propio

‘Todos los martes fueron tuyos’ es perfecto para todos aquellos que creen en el amor verdadero. Y también para los que han pasado o están pasando por una ruptura complicada. Para ayudar a que tu corazón se recomponga de alguna manera. Andrea Montero encontró en la escritura una vía de escape, una forma de expresar todo lo que sentía. Todo eso que callamos porque es difícil afrontar en voz alta.

Un libro con poemas con los que cualquiera se puede sentir identificados y hasta pueden ayudar también al lector. Andrea Montero pone palabras y rimas a unos sentimientos que todos llevamos dentro. Una forma de entender lo que sentimos al tiempo que nos emocionamos al recordar y revivir algunos momentos de nuestra vida. ‘Todos los martes fueron tuyos’ es un poemario muy íntimo, personal y profundo.

El triunfo de Funambulista en el Madriz Summer Fest

Previous article

Reseña de ‘Sé lo que quieres’, de Samatha M. Bailey

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.