DestacadosEn Profundidad (Series)Series

‘Westworld’: respondemos las principales preguntas de la serie

0

Algunas de las preguntas que hemos tenido en ‘Westworld‘ a lo largo de la ficción ahora nos parecen de respuesta evidente, pero no nos hagamos los chulitos porque durante semanas nos tuvieron en vilo cuestiones cómo quién era el dichoso Wyatt que el Hombre de Negro (Ed Harris) buscaba sin descanso y cuyo nombre otros no querían ni siquiera pronunciar. Rescato todas esas preguntas que alguna vez nos hicimos, les doy una respuesta y quedo a la espera de que surjan otras nuevas, porque surgirán.

¿Dónde se encuentran los parques temáticos? Parece ser que tanto Westworld como el resto de parques temáticos que hemos ido conociendo se encuentran en una isla de grandes dimensiones. Lo sabemos, sobre todo, porque en el primer episodio de la segunda temporada Karl Strand (Gustaf Skarsgard) hace mención a esta ubicación: “escoltadle fuera de mi isla”, dice en los primeros compases.

¿Cómo funcionan los anfitriones? Sabemos desde el principio que tienen una forma humana y que sus emociones, sentimientos, acciones y narrativas son programadas desde el centro de control del parque. Poco a poco, vamos descubriendo que en su cabeza guardan un elemento conocido como Perla, que posee toda su información y que es intercambiable; es decir, la conciencia de un anfitrión podría funcionar en el cuerpo de otro. Todos tienen una piedra angular que es otorgada desde su creación y en torno a la cual giran y girarán durante toda su existencia; por ejemplo, la piedra angular de Teddy (James Marsden) es Dolores (Evan Rachel Wood). Por otro lado, un concepto clave para comprender su comportamiento y su posterior rebelión son los ensueños, que sirven a los anfitriones para retener emociones y percepciones de narrativas anteriores; los vuelven más humanos, los permiten sentir con más intensidad y también, como hemos visto, los vuelven más conscientes de lo que tienen alrededor.

¿Son conscientes los anfitriones de su propia condición? Los anfitriones están programados para no ser capaces de procesar comentarios o actitudes que revelen que en realidad están viviendo una vida programada, que ellos mismos son (o algunos pretenden que sean) programas construidos a disposición del hombre. Se sienten humanos, como los propios humanos. Por eso, personas como Logan Delos (Ben Barnes) se permiten realizar comentarios del mundo exterior o de su poder dentro del parque sin temer que los anfitriones de su alrededor lo escuchen y reaccionen. Simplemente, no pueden procesarlo.

¿Los anfitriones pueden morir? Mientras sus conciencias, sus unidades de control, sus Perlas, existan en algún lugar físico o virtual, los anfitriones pueden existir aunque su forma física sea acribillada (lo que sucede con muchos muchas veces a lo largo de las temporadas).

¿Por qué Maeve (Thandie Newton) provoca su muerte? Ahora sabemos que era Ford (Anthony Hopkins) quien ayudó a Maeve en su despertar; también sabemos, porque él mismo así lo confiesa, que siempre ha sido su favorita. Maeve, en la primera temporada, comienza a sufrir las consecuencias de la introducción de un nuevo nivel de ensueños (recuerdos de vidas pasadas), y persiguiendo una intuición (en realidad, programada) provoca su muerte una y otra vez para llegar a la mesa de control y programación del parque, revivir con más fuerza esas emociones pasadas (el asesinato de su hija, su propia muerte), comprender lo que sucede y así poder despertar.

Maeve en la primera temporada de 'Westworld'

¿Qué es el laberinto? Durante mucho tiempo nos hicimos esta pregunta, mientras intuíamos que tenía que ver con la libertad de los anfitriones y seguíamos con interés la obsesión que el Hombre de Negro había desarrollado por hallarlo. Al final, el laberinto es solo un juego propuesto por Arnold (Jeffrey Wright) para sus anfitriones; un juego, una metáfora si lo queréis llamar así, que efectivamente puede provocar el despertar de su conciencia plena. En una especie de introspección, los anfitriones se conocen a sí mismos y atraviesan diferentes estadios de emociones hasta llegar al centro de su propio laberinto, que es su conciencia. No es un lugar físico, como creía el Hombre de Negro.

¿Qué anfitriones terminan adquiriendo conciencia? Aunque es una pregunta demasiado amplia, puedo resumirla diciendo que Dolores y Maeve son las dos protagonistas que al final de la primera temporada tienen conciencia plena de quién son y de cuáles son sus deseos reales. También Akecheta (Zahn McClarnon), cuya historia conocemos en la segunda temporada, ha estado despierto desde prácticamente la creación del parque. Por lo que respecta a los demás, ni siquiera Bernard sabe quién es realmente.

¿Cuántos anfitriones viven entre los humanos sin que estos (o nosotros) lo sepan? De momento, ¡que sepamos!, parece que hay dos anfitriones que han dado el pego. Por un lado, el bueno de Bernard, uno de los jefes del parque que es en realidad una réplica de Arnold, el ex-socio malogrado de Ford. Por otro lado, una de las últimas revelaciones: Stubbs (Luke Hemsworth). En el último episodio de la segunda temporada, le vemos reconocer a Dolores en el cuerpo de Charlotte Hale (Tessa Thompson), permitir su huida del parque, proclamar su lealtad a su creador (Ford) y prometer que seguirá cumpliendo el rol que se le otorgó. No hay más preguntas con respecto a su condición, señoría.

Stubbs en la segunda temporada de 'Westworld'

¿Por qué Ford lleva a cabo su narrativa final? Recordemos que en los inicios Ford se enfrentó a Arnold, con quien creó el parque y a los anfitriones, por su deseo de otorgarlos conciencia, una nueva vida y cancelar sus planes de abrir Westworld. Con el paso de los años, sin embargo, Ford ha desarrollado un sentimiento de culpa y responsabilidad por sus faltas pasadas; recordemos también que en vista de la negativa de Ford, Arnold decidió suicidarse a través de Dolores / Wyatt y llevarse consigo a todos los anfitriones. Ford comprende, después de tanto tiempo, el valor de la vida que han creado, y con lo que él llama su narrativa final pretende provocar el despertar de los principales anfitriones, a quienes conduce a la toma de control.

¿Está Ford realmente muerto? Esta narrativa nos conduce a la muerte de Ford a manos de Dolores. Y sí, está muerto, pero hemos seguido viéndole en la segunda temporada porque su consciencia sigue viviendo en lo que se conoce como La Cuna, un espacio tanto físico como virtual que contiene los datos de todos los anfitriones. Allí se encuentra Ford, su consciencia, y como hemos visto en la segunda temporada sigue teniendo poder sobre el parque y sobre algunos anfitriones. Un plan maestro para un maestro arrepentido y culpable por el mal causado a los anfitriones, a quienes ayuda a rebelarse.

¿Cuáles eran, por tanto, las intenciones de Ford? En un principio, crear una nueva forma de vida que sirviera como atracción y admiración de los seres humanos; en un principio, crear una forma de vida artificial, pero siempre bajo control. Con el paso de los años, gracias a su contacto y sus conversaciones con Bernard, y a su propia observación, ayudar a los anfitriones a liberarse del control impuesto tanto por él mismo como por Delos tras su inversión en el parque. Así que el objetivo último de Ford fue, sí, ayudar a los anfitriones.

Ford en la primera temporada de 'Westworld'

¿Qué busca Delos en el parque? Por un lado, espiar a los visitantes humanos; analizarlos y descodificarlos. Los datos obtenidos son guardados en La Forja. Con estos datos se realizaban experimentos con un fin último: la inmortalidad. Traspasando con éxito la conciencia humana a un cuerpo anfitrión, la inmortalidad está garantizada.

¿Qué busca William / El Hombre de Negro? El bueno de William (Jimmi Simpson) llegó a Westworld impulsado por su futura familia política, con Logan Delos como acompañante. En Westworld se enamoró de Dolores, pero también descubrió su lado oscuro y comprendió que solo en ese parque podía ser quien realmente quiere ser sin juicios ni expectativas. Abrazando esta nueva parte de sí mismo, lo que busca y quiere es hacer negocio con ese sentimiento que, sabe, todos desarrollarán en las instalaciones y, como he dicho antes, lograr la inmortalidad en último lugar.

William y Dolores en la primera temporada de 'Westworld'

Sobre Dolores. Seguimos con objetivos últimos: el de Dolores es adquirir esa conciencia plena, hacerse con el control de todo y acabar tanto con el parque como con los seres humanos que les han tenido encerrados y dominados hasta el momento de la revolución que lidera. Antes de todo esto, la hemos visto pasándolo verdaderamente mal: una vez que despertó, fue imposible volver a dormir, por eso a lo largo de los años ha escuchado una voz interior (la suya propia) que le hacía recorrer una y otra vez ese laberinto pensado especialmente para ella. Por eso confundía recuerdos y líneas temporales. Digamos que el reseteo nunca ha funcionado del todo bien con ella.

Sobre Bernard. Bernard es una interrogación en sí misma, y durante el desarrollo de estas dos temporadas hemos descubierto que nunca podemos estar del todo seguros de cuando toma sus propias decisiones y de cuándo es Ford quien guía sus pasos. Ford hace y deshace a Bernard a su antojo; lo utiliza para llevar a cabo el trabajo sucio, para programar anfitriones, para conversar con él sobre la suerte de éstos y para llevar a cabo sus grandes planes maestros. La memoria de Bernard ha sido borrada en tantas ocasiones que no podemos asegurar qué recuerda y qué no en estos momentos, por eso con Bernard siempre tenemos que estar muy atentos. Y dudar de todo.

Sobre el final de la segunda temporada. Hemos visto a los anfitriones cruzar la Puerta hasta el Edén virtual, y esto puede significar un final feliz para personajes como Akecheta o la hija de Maeve. Para cruzar, han tenido que abandonar su forma física; solo su conciencia vive libre en este mundo virtual pensado exclusivamente para ellos.

Resumen temporada 2

Resumen temporada 1

Conceptos clave para entender Westworld

Judith Torquemada
Periodista, feminista, marvelita, Taylor Swiftista. Escribo sobre cine, libros y música. También soy contadora de historias junior y fantaseadora muy profesional. Se me da bien aprenderme letras de canciones y enamorarme de personajes ficticios. Aragorn dijo: por Frodo. Lo suscribo y lo amplío: por Ned Stark. Yo soñaba cada día poder alcanzar la playa, desde aquí, desde mi casa.

Julián López: “si no formara parte de ‘Justo antes de Cristo’, alucinaría con la serie”

Previous article

Miguel Ángel Silvestre y Asier Etxeandía sobre ‘Sky Rojo’: “es muy bestia, es una barbaridad”

Next article

Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login/Sign up